Loading...

jueves, 25 de marzo de 2010

Amor II





Después de haberme tragado los 7 capítulos de REDES sobre "La Química del Amor", y trás una profunda charla con mi gran amigo Angel, he llegado a la conclusión de que el AMOR sigue dando de que hablar más que la vida de Belén Esteban.


Amor, enamoramiento, relaciones sexuales...todo el mundo intenta explicar de una manera u otra estos fenómenos universales, desde los cientificos, hasta los genios de la literatura.


Yo, más allá de analizar el comportamiento de la sociedad para llegar a alguna conclusión, analizo mis propias historias y a mí misma con respecto a ellas. De qué me sirve analizar a la gente si yo siempre me he sentido distinta? (aunque quizás no tanto como creía...) Y lo principal de todo, existen tantas historias de amor y desamor estereotipadas o no a lo largo de la historia, incluso en nuestro propio círculo social, que me olvido de adónde quería llegar.


Para comenzar mi teoría, partiré de la premisa de que cada relación es distinta, porque cada persona es distinta y la interactuación que provocamos juntos es distinta.


Esto depende de varios factores. No debemos engañarnos. No siempre nos encontramos en el mismo momento de nuestras vidas. Mientras que individualmente vamos avanzando en nuestros caminos, ellos se nos cruzan por casualidad o no, y es entonces cuando nuestro mundo se ve influenciado en mayor o menor medida. Nosotros decidimos esto último. Pero el camino es INDIVIDUAL. Nacemos y morimos solos.



En segundo lugar, las relaciones sentimentales,como la vida, son aventuras, experiencias, no tienen que durar eternamente. Tal como yo las veo duran lo que tienen que durar. Y cual ha sido mi sorpresa cuando en el documental de Punset han dicho los científicos (que no porque lo digan los científicos me lo creo automáticamente) que "estamos programados para ser monógamos, pero de relaciones múltiples; lo que ocurre es que mucha gente se empeña en conservar a la misma pareja toda la vida." Yo sinceramente sólo puedo hablar con cierto conocimiento de causa sobre mi caso personal.


Y si es cierto que el enamoramiento dura 4 años, aprovechémoslo y aceptemos lo que vendrá luego. De todas formas, me niego a creer que somos todos iguales y que todas las relaciones tiene la misma fecha de caducidad.


Entendiendo la vida como un camino a recorrer, y comparando las emociones con el mar, considero que estamos constantemente entrando y saliendo del agua cada vez que estamos y dejamos a alguien. Esto requiere cierto esfuerzo si no somos ranas o cangrejos. (hay más de una que tiene más de cangrejo que de humana, jijiji)


A mí hay una cosa que me desconcierta: cómo saber quién es la persona adecuada para nosotros en cada momento? y qué tiene que tener la otra persona para que me enamore de ella?


Vayamos por partes. Para la primera de las pregunta, yo afirmaría precisamente eso: como seres cambiantes, tenemos necesidades cambiantes, y quizás en cada tramo del camino nos conviene más una persona que otra. Aunque suene frío yo me refiero a lo siguiente. Si acabas de salir de una relación de 7 años con tu ex, lo último que querrías es volverte a comprometer con nadie. Sencillamente NO TE SALE.


Si por el contrario, llevamos años de sequía emocional, añoraremos muchísimo tener una pareja estable. Emprenderemos la búsqueda incansable de la "media naranja".


Yo considero que hay que tener claro lo que cada uno quiere en cada momento, pero dentro de una flexibilidad, porque hay veces que buscamos cosas que realmente no queremos, creemos quererlas, o sencillamente, no nos hace feliz!!


Todos nos olvidamos de incluir el adjetivo "sana" a nuestras relaciones. Si una persona nos hace más sufrir que un dolor de muelas, qué sentido tiene seguir ahí? En esos momentos estamos dentro de un círculo vicioso del que no sabemos como salir, y solo hay que coger la puerta y cerrar por fuera.


Tratemos la segunda de las cuestiones que me inquietan: enamorarse, de quién?


Conozco a más de uno que me suelta: " la tía es guapa, deportista, inteligente, habla 3 idiomas, me quiere con locura, pero....NO ESTOY ENAMORADO DE ELLA" Tócate los .....piiiiiiiiiiiiiiiii.


Tendemos a buscar en la otra persona la solución a nuestro vacío emocional, a nuestras preocupaciones existenciales y terrenales. Buscamos dioses y diosas que nos hagan ver fuegos artificiales cada dos por tres. Y no nos miramos al ombligo!! Qué papel jugamos nosotros en esta obra de teatro? Los directores? Yo diría que somos meros espectadores en muchos de los casos. Aquí quiero incluir el concepto de "capacidad de amar".


Igualmente cometemos el error de confundir el enamoramiento con el amor. Hay numerosas teorías que distinguen radicalmente entre uno y otro. Yo tengo otra teoría: el verdadero enamoramiento llega cuando, tras haber pasado la etapa de "falso enamoramiento" y luego la etapa de "me saca de quicio", después de todo eso, pesan más las virtudes que los defectos de la otra persona, y aún imperfecta, la sigues amando y le perdonarías todo.


Por favor, ojo al dato con lo que acabo de decir, porque sé que más de uno me lo va a echar por tierra alegando motivos relacionados con su orgullo (masculino o femenino.) Yo sin embargo, confirmo que esto es posible, y que implica una capacidad de amor muy superior al de alguno de los mortales.


Con esto no digo que no haya que tomar medidas o duras decisiones en momentos determinados. Pero hay que saber perdonar para poder rehacer tu vida, ya sea con otra persona o en solitario.



Una de las cosas que me han llamado la atención del documental anteriormente citado ha sido la siguiente conclusión a la que llegaron estos científicos tan listos: "gastamos tanta energía durante la época del enamoramiento que si durara eternamente no podríamos hacer nada más que eso; el enamoramiento debe terminar para poder llevar a cabo una vida normal"


Señores, el enamoramiento debe acabar!! y estoy lo digo yo. Dejemos de ser exclavos de las farsas, de la frustración que supone querer en una idea inalcanzable! amemos libres y amemos bien, y sólo así llegaremos a enamorarnos.

Jill Bolte Taylor y su derrame cerebral.

Manual del Guerrero de la Luz _ Paulo Coelho

"De aquí en adelante_y por algunos centenares de años_

el universo ayudará a los guerreros de la luz a

boicotear a los prejuiciosos.

La energía de la Tierra necesita ser renovada.

Las ideas nuevas necesitan espacio.

El cuerpo y el alma necesitan nuevos desafíos.

El futuro se transformó en presente, y todos los sueños

tendrán oportunidad de manifestarse..."